La hora del paseo perruno es el momento de diversión para ellos, pero para nosotros como tutores significa mucho más que una caminata, es primordial asegurarse que en su paseo al aire libre se mantenga seguro al perrito y a los de su alrededor. Un arnés es fundamental para mantenerlos seguros, es por ello que no puedes dejar esta elección a la ligera.  Te vamos a dar una guía para que sepas escoger el arnés adecuado para tu perro.

¿Sabes por qué es importante escoger el arnés correcto? Imagina que vas de paseo con tu perro, pero no está muy familiarizado con socializar al aire libre y le asustan mucho los ruidos fuertes. Si tocan la bocina de un carro, hay un choque o un movimiento que lo tome desprevenido, el perro se asustará y saldrá corriendo despavorido. Un arnés muy delgado y que no se ajuste a su cuerpo propiciará con facilidad un accidente.

Aquí te dejamos una guía de todo lo que debes saber sobre los tipos de arneses para perros y los tamaños que existen. La próxima vez que vayas a la tienda de accesorios para mascotas, serás una persona experta en arneses y seguridad canina.

Beneficios de los arneses para perros

 Un arnés es muy distinto a un collar para perros, sin embargo, el arnés puede resultar la mejor opción para tu perro, los perros externos y para ti. En general, los arneses ofrecen a los tutores un mayor control sobre sus perros, especialmente en comparación con los collares, los arneses distribuyen la fuerza de un jaloneo a lo largo de una sección más amplia del cuerpo del perro, evitando así posibles daños en el cuello y la tráquea, especialmente en perros pequeños.

Los arneses son menos propensos a zafarse a comparación de los collares, siempre y cuando estén ajustados correctamente. También son útiles para perros mayores que pueden necesitar ayuda para levantarse después de descansar en el suelo o su cama.

Tipos de arneses para perros

Existen diversos tipos de arneses para perros, cada uno con sus propias características y ventajas:

  • Arnés de correa ajustable: son minimalistas y elegantes, ideales para perros que no jalan mucho.
  •  Arnés de correa de paso: más fácil de poner, ofrece un poco más de control sobre tu perro.
  •  Arnés acolchado/malla/chaleco: son más voluminosos y ofrecen mayor comodidad, especialmente para perros de pecho ancho.
  •  Arnés de correa sobre la cabeza: son buenos para perros de pelo largo y menos propensos a engancharse en su pelaje.


Independientemente del tipo de arnés que elijas, asegúrate de que se ajuste correctamente, proporcione comodidad y seguridad a tu fiel compañero. Así que empecemos por aprender como debes medir a tu perro para escoger la talla de arnés adecuado.


Cómo tomarle medidas a un perro para escoger su arnés

El factor más importante para seleccionar un arnés es tomar la medida de la circunferencia del pecho, y para medir dicha circunferencia deberás colocar a tu perro de pie o en dos patas y envuelve la cinta métrica alrededor de la parte más ancha de su pecho, esas medidas determinarán el rango de tallas adecuadas para el perruno.

Es esencial considerar también el peso de tu perro al elegir un arnés. Por ejemplo, un perro con una circunferencia de 30 pulgadas podría necesitar un arnés de tamaño mediano, grande o extra grande, dependiendo de su peso; es bastante variable. Además de ello, sabrás que es la medida correcta cuando puedas meter dos dedos entre el arnés y el cuerpo de tu perrito. Asegúrate que tenga esta holgura en los puntos claves de su cuerpo como el cuello, los hombros y la columna vertebral.

¿Hay algunas objeciones sobre el arnés para perros?

Quizá pienses que comprar un arnés para cachorros sea la mejor idea para ayudarlo a entrenar, pero te recomendamos esperar hasta que adquiera su tamaño final o al menos de un tamaño que sea determinado por la raza y sus expectativas de crecimiento. Los cachorros crecen rápidamente y un arnés que les queda bien a los pocos meses puede resultar demasiado pequeño en poco tiempo. Recuerda consultar la elección final con tu veterinario de cabecera y no olvides ajustar correctamente el arnés antes del paseo para asegurarte que está cómodo.