La gestación canina siempre está llena de incógnitas y despierta muchas dudas en quien no tiene experiencia en el tema. No todos saben cuánto tiempo dura la gestación de un perro, por ejemplo, o qué cuidados necesita una perra preñada. Por ser un momento delicado, lo ideal es planear y calcular muy bien el tiempo de gestación del perro para que no haya ninguna sorpresa cuando, finalmente, nazcan los cachorritos. Si quieres saber cuánto tiempo dura la gestación de un perro Shih Tzu, Pitbull o de cualquier otra raza - inclusive los que no tienen raza definida -, ¡sólo continúa leyendo!

¿Cómo saber si tu perrita está embarazada?

Esta, sin dudas, es una de las principales dudas sobre la gestación de perro. Como la barriguita de la perra embarazada tarda un poco en aparecer - cerca de 1 mes, más o menos -, se hace difícil detectar el embarazo canino en la etapa inicial. Sin embargo, los más atentos consiguen percibir cambios en el comportamiento del perro alrededor de la tercera semana de gestación. Los principales síntomas de una perra embarazada son:

  • Reducción del apetito
  • Náuseas
  • Hinchazón de las mamas
  • Cansancio
  • Somnolencia
  • Aumento de peso

Vale recordar que las señales que indican que una perra está embarazada son inespecíficas y pueden ser confundidas con alguna enfermedad, por lo que siempre es bueno consultar un profesional. Además, el ultrasonido veterinario es imprescindible para saber cómo anda la salud de la perrita y de sus cachorritos y es también una forma de detectar posibles casos de embarazo psicológico en perros.

¿Cuánto tiempo dura la gestación de un perro?

Comparado a la de los humanos, el tiempo de gestación de un perro es más rápido, no dura 9 meses. En general, la perra embarazada entra en trabajo de parto a eso del 60º día - pero puede variar entre 58 y 70 días. El porte no es un factor decisivo para eso, tanto perros grandes como pequeños siguen el mismo tipo de gestación. Por eso, si te preguntas cuánto tiempo dura la gestación de un perro Pitbull, la respuesta es la misma que la de un Shih Tzu. El único factor que puede o no influir en esta logística son las condiciones de salud de la perrita y si recibe todos los cuidados necesarios.

A quienes les gusta hacer una planificación bien detallada de la perra embarazada, existe un tipo de “calculadora”. La gestación canina se mide de la siguiente forma: el tutor coloca algunos datos, como el posible período de fertilidad o de cruce, y la calculadora calcula cuándo debe de suceder el parto.

Gestación de un perro

6 cuidados importantes con la perra embarazada

1) Hacer un cuidado prenatal. Sí, la perra embarazada también necesita tener un cuidado prenatal con derecho a ultrasonografía, radiografía y acompañamiento veterinario constante durante todo el período de gestación. Esta es la mejor forma de garantizar la salud de la madre y de los cachorritos.

2) Ofrecer alimentación de buena calidad. Por más obvio que parezca, la gestación de perro necesita que cuidemos especialmente la alimentación, al fin de cuentas, ésta también es la fuente de nutrientes de los bebés que van a nacer. Conversa con tu médico veterinario para saber cuáles son las mejores opciones de ración para la perra embarazada.

3) Aumentar la cantidad de ración. Es importante tener en mente que, durante la gestación canina, la perra come por ella y por toda la cría. Si no sabes cuántos cachorritos puede tener un perro, te doy un spoiler: el número varía de 1 a 10. O sea, ¡la cantidad de comida necesita aumentar!

4) Crear un ambiente tranquilo. La mejor forma de garantizar que la perra embarazada tendrá un parto tranquilo y cómodo es ofrecerle la máxima comodidad posible. Deben evitarse el estrés, las peleas y los conflictos.

5) Se deben reducir las actividades físicas. Como la gestación de perro exige bastante del organismo canino, lo ideal es respetar las limitaciones de tu perrita en este período. Nada de ejercicios físicos intensos o paseos muy largos en la calle.

6) Intentar saber lo más posible sobre cachorros de perro. Al fin de cuentas, llegan dentro de poco para aumentar la familia, ¿no? Es importante investigar muy bien sobre todos los cuidados que exigen los cachorritos para que no les falte nada.

Redacción: Juliana Melo